Noticias Destacadas
Inicio / Noticias / Noticias de Reggaeton / Maluma enamoró a Caracas entre lluvia, crisis y “ojitos”

Maluma enamoró a Caracas entre lluvia, crisis y “ojitos”

Maluma después de dos conciertos, Maracaibo y Valencia, Pretty Boy, Dirty Boy llegó a la capital venezolana para ofrecer un show lleno de sensualidad y agradecimiento para los caraqueños.

Desde hace dos años Maluma no realizaba un concierto masivo en Venezuela. En aquella oportunidad no tenía en su repertorio éxitos como “Borró Cassette” o “El perdedor”, pero ya causaba furor entre sus fanáticos. En su primera vez en el Poliedro de Caracas se hizo esperar por más de tres horas antes de cantar bajo la gran cúpula del escenario más imponente de la capital.

El colombiano, originario de Medellín, enloqueció a las fanáticas al llegar vestido de blanco bajo una nube de humo y luces para interpretar su tema “Borro casette”. Ya habían transcurrido al menos cinco horas desde que se dio el acceso al recinto, tiempo suficiente para que los asistentes se recuperan del torrencial aguacero que hizo que la mayoría ingresara con cabellos y zapatos mojados al lugar.

“Sin Contrato”, su más reciente sencillo le siguió en el setlist de la noche. Las fallas de sonido impedían que los temas se reconocieran al momento, pero las eufóricas seguidoras que cancelaron desde 30.000 bs para estar cerca del artista se encargaban de corear cada uno y los gritos de emoción se apoderaban del Poliedro de Caracas en pocos segundos.

Uno de los momentos más emocionantes de la noche llegó con el tema “El perdedor”. Las féminas imitaron el “pa’ que me estas llamando” de la popular canción y no pararon de cantar desde ese momento, incluyendo los featuring que ha realizado el colombiano como “Vente pa’ ca”, “Desde esa noche” y “La Bicicleta”.

Como para demostrar que la deficiencia provenía del sonido y no de sus habilidades vocales, Maluma deleitó al público interpretando con éxito algunas baladas. El ritmo del evento bajó para dar paso a unas palabras del Pretty Boy, quien agradeció la asistencia de los caraqueños a pesar de la crisis que atraviesa el país. “Estoy consciente de lo que tienen que hacer para venir a este concierto”, dijo.

Agregó que llegó a Venezuela para cantar desde el fondo de su corazón y que con sus conciertos busca brindar un poquito de felicidad y buena música. “En mis conciertos nadie absolutamente nadie se discrimina ni por sexo, por estratos social ni mucho menos por partido político”, expresó. Sus fanáticos pensaron igual porque nunca se escucharon los ya tradicionales gritos de rechazo contra el gobierno nacional. Lamentablemente, el tinte político estuvo presente en todo el evento gracias a las pantallas del Poliedro que intercalaban la palabra “Venezuela”, con la figura de los “ojitos” del fallecido presidente Hugo Chávez, los cuales se han convertido en símbolo del chavismo en el país.

Después de la primera mitad la noche fue cayendo en una monotonía rítmica alterada por los antiguos éxitos del paisa, como “El tiky” y “Carnaval”. Maluma demostró un dominio de la escena que dejó satisfechos a los asistentes a pesar de que su repertorio de temas es corto para dar un concierto de dos horas de duración.

Consciente de que parte de su éxito incluye ser el “pretty boy” y arrancar suspiros de sus fanáticas, invitó a una de ellas a subir al escenario y tras seducirla por varios minutos la besó en los labios. ¿La reacción? Gritos e insultos contra “Carla”, como dijo llamarse la chica.

Poco antes de la medianoche, Maluma cerró repitiendo los temas “Sin contrato” y “Borró Cassette”. El tercer evento de música internacional del año en Venezuela – Tras Víctor Manuelle y el Flow Fest – culminó dejando un dulce sabor en la boca de quienes invirtieron más de cuatro salarios mínimos en ver al colombiano. La próxima oportunidad de ver a un artista foráneo en el país será el próximo mes de noviembre, cuando el vallenatero Silvestre Dangond se presente en el mismo escenario.

Maluma, el “Pretty boy” enamoró a Caracas entre… por elnacionalweb
El momento de Sixto

El venezolano Sixto Rein demostró por qué es el artista urbano más importante del momento en el país. Con un breve show que incluyó los temas “Le queda bien”, “En otro lugar” y “La película real”, entre otros, logró meterse en el bolsillo a un público que había durante horas había esperado aguantando lluvia, hambre y sed.

Sin miedo bajó del escenario y se paseó por gran parte del Poliedro, haciendo correr a fanáticos y efectivos de seguridad. Cerró su presentación con “Ojitos”, el tema que lo catapultó y que casualmente coincidía con la imagen de los “Ojitos de Chávez” que se proyectaba en el Poliedro de Caracas, ahora bajo la batuta del oficialista Antonio “El Potro” Álvarez.

Acerca de Edwyng

Comentarios